Canciones para el bebé por nacer.

Cuando una madre cierra los ojos, coloca las manos sobre su barriga y comienza a balancearse… el silencio que existe en ese espacio es totalmente diferente. Es un silencio desde la escucha, desde la confianza, desde el cariño… el preámbulo de la conexión, de la unión a través del sonido, de las canciones y las nanas.

massage-prenatal

En estas últimas semanas han nacido cuatro de los bebés a los que hemos estado acompañando junto a sus padres en su proceso de gestación. Han sido semanas llenas de emociones, donde más de una vez se nos han puesto los pelos de punta al ver como alguno de los bebés se movían más con la que -según su madre- era su «canción favorita».

Y mientras sus madres disfrutaban de este momento de unión tan especial, preparan sus cuerpos a través de sus voces ejercitando abdominales bajos, medios y superiores (para tener una buena musculatura), realizaban basculación pélvica acompañando el sonido, tomaban conciencia de su respiración abdominal, intercostal…

Ha sido también una semana muy especial por el nacimiento de una mamá: una de mis mejores amigas. Y con todo lo que hemos vivido juntas, me ha dado muchísima pena estar viviendo tan lejos de ella y no poder acompañarla y disfrutar de su maternidad. Hacer Canto Prenatal en alguna ocasión por Skype no ha sido lo mismo. Tengo muchísimas ganas de verles, de abrazarnos y de cantar juntas, a M. Que le lleguen nuestras vibraciones, nuestras emociones….

[La  canción de hoy es Akatombo, una nana japonesa. Dentro de las sesiones de Canto Prenatal trabajamos con ella la basculación pélvica, el apoyo en los pies, la respiración, los balanceos.]

Apego materno-filial: el origen en lo biológico.

Bowlby (1957) ya postuló el Apego materno como un sistema biológico innato de supervivencia de la especia humana. Pero es realmente apasionante ver cómo los bebés vienen con herramientas que les preparan para provocar cambios a nivel neuroendocrino en sus madres, y que éstas no generen conductas desadaptativas y de negligencia en su cuidado.

De echo, estas conductas negligentes por parte de los cuidados maternos se consideran una disrupción de los procesos de comunicación entre el sistema dopaminérgico y el sistema oxitocínico, que están en comunicación para provocar los cuidados, a nivel neurobiológico, de la madre hacia su bebé. (Strathearn, 2011).

Las primeras interacciones entre la mamá y el bebé las encontramos en la interacción molecular y de intercambios celulares durante los primeros días de la gestación (Moratalla, 2009). Es ahí, en el origen de la vida donde el ser humano comienza a relacionarse con su madre gestante. Nuestra primera relación, que se irá desarrollando a lo largo de 40 semanas entre la madre y el bebé mediante otro tipo de interacciones y que marcará el desarrollo de nuestras futuras relaciones interpersonales a lo largo de nuestra vida.

Y es durante este periodo de gestación materno-infantil (porque no únicamente se gesta y crea al bebé, sino que se gesta y crea una mamá), donde la voz de la madre es uno de los medios más privilegiados con los que cuenta el ser humano para comunicarse e interrelacionarse. Porque, a parte de que el bebé perciba las vibraciones y resonancias -por medio de la estructura ósea de su madre-, también escucha su voz. Se impregna de ella de tal manera que todos nosotros tenemos un rango vocal muy parecido al de nuestras madres. Escuchamos el que será nuestro lenguaje, y podemos comunicarnos con el mundo exterior que nos espera.

Pero a un nivel mucho más neuroendocrino, cuando la madre utiliza su voz cantada con una intención comunicativa con el bebé que está gestando, segrega una serie de hormonas (entre ellas la oxitocina) que producen un placer tanto para ella como para el bebé. Éste a su vez, disfruta de esas sensaciones y las volverá a sentir -reconociéndolas incluso- cuando ya haya nacido.

Si nacemos de manera prematura, ya que pertenecemos a una de las especies altriciales, y necesitamos una gestación  larga después del nacimiento rodeados de una familia y una sociedad que nos brinde alimento, protección y cuidados emocionales, ¿Por qué entonces no seguir acunando con nuestras voces a ese bebé que dentro del útero sí disfrutaba?

mama y bebe hablando

MaterNatal: centro en Madrid para mujeres y niños.

MaterNatal1

Tras años de experiencia y las ganas de seguir ofreciendo innovadores programas de atención integral, abre sus puertas un espacio pionero en Madrid en enfocado para la mujer, en cualquier etapa de su vida, y para la primera infancia.

Con un equipo interdisciplinar que abarca matrona, enfermera pediátrica, fisioterapeuta especializada en obstetricia y ginecología, psicóloga, logopeda e instructora de pilates, MaterNatal nos ofrece horarios muy flexibles que se adaptan a nuestro estilo de vida y realidad familiar y laboral, por lo que las actividades que han diseñado se puede acudir con los niños para participar con ellos, o dejarlos a su cuidado mientras las madres se dedican tiempo a sí mismas.

MaterNatal2Una propuesta magnífica para todas las mujeres que se quieran cuidar y dedicarse un tiempo, a la vez que lo pueden hacer con sus hijos de manera entretenida y diferente en un entorno que saben cómo cuidarnos.

Para ir abriendo boca ofrecen dos clases abiertas y gratuitas:

  • 16 de mayo: Danza oriental para embarazadas (12H30-13H30)
  • 22de mayo: Danza oriental para mamás y bebés (18H-19H).
Lo único que hay que hacer es reservar plaza en:  info@maternatal.com

En el vientre materno: gemelos, trillizos y cuatrillizos.

Este es uno de los documentales de National Geographic que más me gusta, en él se puede ver el recorrido de tres madres embarazadas desde el momento en el que se quedan embarazadas hasta el parto.

Todo ello a través de la maravillosa historia de unos gemelos idénticos, de unos trillizos que han sido concebidos en días diferentes y de unos cuatrillizos. Una apasionante historia de interacción, de amor, de vida…  del mágico nacimiento de la vida.

Documental de Nils Bergman

Y de repente la vida tiene estas cosas, esta es la frase que últimamente cobra mucho sentido en mi vida. Porque sigo creyendo que las cosas no pasan por «azar».  Y eso es lo que me acaba de ocurrir en estas últimas horas de domingo.

Aparece en mi vida el documental de Nils Bergman «Restableciendo el paradigma original para el cuidado de los bebes»  (Restoring the Original Paradigm for infant care). Es una pena que no esté subtitulado sino que se hable encima, ya que hay varios errores de traducción:  «Kangaroo Mother Care’   no significa Método Madre Canguro, sino Cuidado de la madre canguro y como esas algunas más, pero bueno eso es el gran fallo de los doblajes.

He pensado hacer un recorrido por diferentes documentales que me han cautivado y que creo que pueden ser interesantes para las personas que visitáis el blog…. sí, puede ser una buena idea!