Maternidad 3/30

La maternidad hace que el amor se vuelva infinito en tu interior. De eso no hay duda.

Ya nunca vuelves a ver el mundo de la misma manera. Y no es porque “te cambies las gafas”, sino porque te las quitas de repente para ver a través del ser más puro y maravilloso que existe: tu hijo.

Esa pequeña personita que ha crecido en tu interior durante 40 semanas (+6). Con quien te has comunicado desde el primer día que viste “embarazada +3”, con quien has intercambiado movimientos y respondido a los suyos. Un ser perfecto, a quien esperas acompañar de la mejor manera posible. Haciéndole saber que pase lo que pase…estarás ahí. Y estarás ahí, siempre. Para siempre.

Adivina cuánto te quiero” es el cuento que mi querida amiga Ana Isabel nos envió desde Teruel. Y que todas las noches leemos en voz alta. Cada vez que lo escucho me pregunto hasta dónde sería capaz de quererte…y no se me ocurre lugar más lejano que “hasta el infinito y vuelta

 

14247823_1237550199630270_1810356011_o

[Escribamos nuestra historia pequeño M. Así podrás adivinar cuánto te quiero]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s